El servicio de bibliopiscina estará funcionando hasta finales de julio

Cada tarde, a partir de las 16.30 horas, participan entre 20 y 30 niños y niñas con diversas actividades

Participantes de la acdtividad. JSP
ACTIVIDAD VERANIEGA

Existen distintas propuestas para los pequeños en la localidad. En una de ellas se une la cultura con la diversión. Se trata de la bibliopiscina, un servicio situado en la piscina municipal durante el mes de julio. Su coordinadora es Lorena San Román. Se muestra contenta con los resultados obtenidos hasta ahora y con la buena participación del público infantil. Cada tarde, tiene entre 20 y 30 niños, que participan en las distintas actividades propuestas. Aunque está dirigido, sobre todo, a los más pequeños, San Román señala que personas adultas también se pueden beneficiar de esta iniciativa con la lectura de libros mientras están en las instalaciones veraniegas.

Este servicio comienza, cada día, sobre las 16.30 horas y finaliza a las 20.30 horas. En distintos momentos de la tarde, se llevan a cabo diversos talleres y dinámicas, como marcapáginas y sellos. No falta una de las actividades principales de este proyecto, como es el fomento a la lectura. Para ello, los jóvenes leen un libro y hacen dibujos sobre esa lectura. Además, diferentes niños y niñas se han hecho socios de la actividad. Estas propuestas se han completado con juegos tradicionales, como el parchís y el ajedrez, entre otros.

La bibliopiscina, en agosto, dejará de funcionar y Lorena San Román volverá a la biblioteca municipal. En este lugar, se tiene previsto llevar a cabo otro tipo de actividades para el público infantil, además de los tradicionales préstamos de libros. Hay que tener en cuenta que la primera quincena de agosto se centra en las tradicionales fiestas patronales.